La concejal de Aseo Urbano, Carmen Gómez Candel, convocó ayer a los medios de comunicación para anunciar que el equipo de Gobierno encabezado por Eduardo Dolón ha decidido que el nuevo pliego técnico y administrativo para el contrato de “Recogida de residuos, limpieza viaria y de la costa” sea realizado por una empresa externa, a través de un contrato menor. Gómez Candel explicó que visto lo que el Tribunal Administrativo Central de Recursos Contractuales (TACRC) determinó sobre el anterior pliego, se ha decidido hacer un contrato acorde a las necesidades de Torrevieja.

Darío Baño: Según manifestó la edil de Aseo Urbano el técnico municipal encargado de redactar el pliego “cuenta con una enorme carga trabajo, ya que se encarga de otros muchos contratos de importancia, como puede ser el de Transporte Urbano”, añadiendo que “el anterior alcalde de la ciudad se pasó cuatro años diciendo que no podía gestionar debido a la falta de personal, algo que se limitó a reiterar una y otra vez, pero que en ningún momento intentó solucionar, por lo menos en el caso que nos ocupa”.

Gómez Candel aseguró que “la realidad es que el empeño de José Manuel Dolón era municipalizar el servicio, para lo que contrató a un asesor de 80.000 euros/año y lo que sucedió es que cuando no consiguió su objetivo perdió todo interés por el Aseo Urbano de Torrevieja, como algunos documentos acreditaron en su momento, poniendo un servicio tan importante a los pies de los caballos y marcando unas directrices a los técnicos se ha visto no eran las más idóneas ni las más beneficiosas para Torrevieja”.

La concejal popular señaló que “tanto Eduardo Dolón como yo somos conscientes de que el técnico necesita ayuda y eso es lo que vamos a hacer, ponerle a su alcance todo lo necesario, para que una vez entregado el pliego de condiciones por la empresa adjudicataria, éste sea estudiado y refrendado por el técnico municipal, el cual aún sigue siendo técnico del expediente y es, con diferencia, quien mejor conoce el servicio de Aseo Urbano en nuestra ciudad”. Por ello, para cumplir con el compromiso del alcalde, de que se licite cuanto antes y así poder tener contrato en vigor en el menor tiempo posible, se ha decidido que el nuevo pliego técnico y administrativo sea realizado por una empresa externa, con un contrato menor. Hasta ocho empresas, de todo el territorio nacional, han sido invitadas y por tanto las que estén interesadas deberán incluir en su oferta, lo siguiente:

– Precio ofertado, siendo inferior o igual a 14.999 euros + I.V.A.

– Plazo de ejecución de los trabajos, siendo inferior a 60 días naturales, a contar desde el día de la adjudicación.

– Curriculum de la empresa donde detalle experiencia con la Administración Pública.

– Declaración Jurada de que todos los datos que se incluyen en la oferta son ciertos.

– Datos de la persona de contacto, mail y teléfono.

– Planificación de los trabajos.

– Compromiso de confidencialidad del trabajo a elaborar.

Por otra parte, Carmen Gómez recordó que el alcalde, Eduardo Dolón, se comprometió en campaña electoral con los trabajadores del servicio de Aseo Urbano para que se cumpliera lo que más les preocupa; que se realice un único contrato de 10-12 años, garantizar todos los puestos de trabajo fijos y reforzar el servicio en Semana Santa, Navidad y verano.

Por último a este respecto, Gómez Candel, aseguró que también se ha cumplido otro punto de ese compromiso electoral, es decir, que mientras se adjudica el contrato se ha retirado la maquinaria que no reunía las condiciones para garantizar la seguridad de los trabajadores, siendo sustituida por otra sin coste alguno para el ayuntamiento.

Plan de choque de limpieza

Después de que tras la última Junta de Gobierno Local del pasado viernes, no se aclarara si los 2,4 millones de euros gastados durante julio y agosto en recogida de basuras y limpieza de calles incluían el plan de choque de limpieza, la concejal de Aseo Urbano fue preguntada al respecto.

Carmen Gómez Candel quiso explicar que el, ya famoso, plan de choque de limpieza no venía recogido como una factura aparte, como sí ocurría por ejemplo con la adquisición de nuevos contenedores de refuerzo, sino que, según explicó, se trataba de una orden de la Concejalía para que  la empresa ‘Acciona’ realizara ese “refuerzo”. Según palabras de la edil, ese refuerzo estaba justificado por la existencia, a su llegada a la Concejalía, de una deficiencia en la limpieza de la ciudad con “numerosos focos insalubres” y de “alerta sanitaria”.

Debido a que se trata de un servicio sin contrato desde el año 2016 y que se paga a la empresa por servicios prestados, los 117.000 euros anunciados como coste del plan de choque son la cantidad que supone éste refuerzo extra. A pesar de la admitida discrepancia con el funcionario responsable del área de Aseo Urbano, que apostaba por gestionarlo a través de un contrato, la edil argumentaba que “¿cómo voy a licitar un contrato, sobre un contrato inexistente?”, recordando nuevamente que no hay una facturación distinta por este servicio extraordinario, sino que se incorporó a la certificación mensual, que además se podría mantener en el tiempo para cubrir las necesidades de Torrevieja hasta que se ponga en marcha el nuevo contrato.

Para terminar, la edil quiso mandarle un mensaje a la oposición después del último comunicado de Los Verdes en el que pedían explicaciones al PP sobre un plan de choque que consideran inexistente: “que me pregunten menos por facturas y digan que Torrevieja está más limpia”.