El Hospital General de Elche, el hospital Vega Baja, el hospital de la Marina Baixa, el hospital General de Alicante,  el hospital de Torrevieja y el hospital del Vinalopo, deben ser comparativamente auditados para que los ciudadanos sepamos cómo han reaccionado estas infraestructuras sanitarias públicas ante una pandemia mundial .

Redacción: La plataforma ciudadana “Sanidad Excelente”  plantea la necesidad de que una vez finalizado el estado de Alarma, se proceda por la Sindicatura de Cuentas, a auditar a cada uno de  los hospitales públicos mencionados, para que de manera comparativa podamos saber los contribuyentes qué modelo de gestión sanitaria, la directa prestada por la Consellería de Sanidad o la indirecta a través de una concesión,  ha reaccionado mejor para la ciudadanía, ofreciendo mayor efectividad en el servicio público sanitario garantizando las mejores prestaciones a los afectados por la pandemia COVID 19.

Desde la Junta Directiva señalan que “Es del máximo interés, analizar cuáles han sido los defectos y las virtudes que pueden surgir de un análisis que garantizará transparencia y pleno conocimiento de cuál es la realidad del sistema sanitario público valenciano”. Desde la Plataforma indican que “La crisis del COVID ha sido impactante para nuestro país. Y tenemos una oportunidad, al finalizar el estado de Alarma, de revisar cuales han sido los modelos de gestión que mejor han respondido ante un virus agresivo y de propagación letal”. Dicha información es necesaria para conocer la protección de la ciudadanía en general como de los trabajadores sanitarios que han sufrido en primera línea los impactos en ocasiones mortales del coronavirus.

La presidenta de la plataforma Mamen Mateo, manifiesta que  “Analizar los modelos de gestión directa o indirecta en esta grave crisis, es muy necesario. Al mismo tiempo es un ejercicio de transparencia que dará datos a todos para conocer como es mejor destinar los recursos públicos en la defensa de nuestra salud y de nuestros sanitarios. No hacerlo sería un comportamiento propio de gobiernos y administraciones que ocultan la verdad a los ciudadanos contribuyentes” concluye la Presidenta indicando que “necesitamos conocer la realidad sanitaria que tenemos”