07/04/21 – La Conselleria de Sanidad ha certificado que no existe investigación sobre el ex comisionado del Hospital Universitario de Torrevieja, José Antonio García Gómez, en relación a su proceso de vacunación contra la COVID19.

Así lo ha anunciado públicamente esta mañana José Antonio García, quien ha agradecido la pregunta parlamentaria, el pasado mes de marzo sobre este hecho, en las Cortes Valencianas por parte del diputado del Grupo Socialista, Manuel Pineda, dirigida a la Conselleria de Sanidad.

La respuesta emitida por la Consellera Ana Barceló en cumplimiento del Reglamento de Las Cortes, fue que “no existe investigación en lo que se refiere al ex comisionado del Hospital Universitario de Torrevieja, el Dr. José Antonio García Gómez”, por tanto ratifica que su vacunación fue correcta.

En el mismo documento, la consellera ratifica el informe que el 26 de enero emitió la Gerente del Departamento de Salud de Torrevieja en el que informa que José Antonio García se vacunó el pasado 11 de enero de 2021, dentro del grupo sanitario al que le correspondía, cumpliendo con las instrucciones de la Conselleria de Sanidad.

José Antonio García, también concejal en el Ayuntamiento de Benejúzar, ha querido agradecer igualmente la defensa que tuvo por parte del alcalde de este municipio, Miguel López, en unos momentos difíciles en los que como dice, “aunque ya no hay forma posible de reparar todo el daño, profesional y personal, que me han causado a raíz de este proceso, sí espero que todos aquellos y aquellas que me han insultado públicamente, aprovechen la ocasión para pedir disculpas en los mismos medios en los que me despreciaron y difamaron. Y a los que exigieron, con vehemencia, mi cese y destitución de todos mi cargos y responsabilidades públicas, le agradecería que rectificasen públicamente y reconociesen su error evidente. Es una magnífica oportunidad para que aquellos que intentaron sacar provecho político de mi injusta circunstancia, realicen algún acto que les devuelva la dignidad perdida. En definitiva, solo espero que todos los políticos que participaron en la ignominia, actúen con responsabilidad, y les ruego, por la deuda contraída, que colaboren en la restauración de mi honorabilidad. Respecto a mi partido, es mi deseo, que se restablezca mi condición de militante, pues estoy actualmente suspendido, y, por supuesto, me gustaría saber que cuento con la confianza, que en su día ya tuvo, la Consellera de Sanidad y todo su Gabinete”.