,

los restos de la borrasca Lola traen dos días de lluvia

Los restos de la tormenta Lola, que ha barrido toda la península desde el viernes pasado, van a provocar un lunes y martes marcados por la inestabilidad y la lluvia, aunque con temperaturas en ascenso, como lo demuestra que hoy se alcanzarán los 21 grados y mañana podemos llegar a los 24 en toda la franja litoral. La primavera está siendo generosa en lluvias rompiendo, de esta forma, la previsión que marcaban los modelos meteorológicos. No obstante, hasta junio, cuando llegará el verano quedan casi dos meses, por lo que lo normal es que en una o dos semanas cesen definitivamente las precipitaciones y se instale la estabilidad más propia de mayo y junio en Alicante, cuando ya se puede hablar que de que llega el verano. De momento, sin embargo, lluvia y barro, porque en la atmósfera hay polvo del desierto en suspensión.

La borrasca atlántica ‘Lola’, situada al suroeste de Portugal, continuará provocando inestabilidad este lunes sobre la Península. Así, los cielos seguirán estando nubosos, con nubosidad de evolución y precipitaciones en casi todas las zonas del país, repartidas de forma discontinua e irregular, y acompañadas de tormentas ocasionales.