07/04/21-La Interdepartamental de la Generalitat para la Prevención y Actuación ante la covid-19 se reúne este jueves, presidida por el president, Ximo Puig, para revisar las restricciones vigentes contra la pandemia y acordar si flexibiliza alguna de ellas.

Las restricciones actuales de la Comunitat Valenciana entraron en vigor el pasado 15 de marzo, antes de las fiestas de las Fallas, y su vigencia finaliza a las 23.59 horas del próximo lunes, una vez pasadas las festividades de la Semana Santa y Pascua.

Entre ellas, figura el cierre a las seis de la tarde de la hostelería -donde el máximo de personas por mesa es de 4 personas y el aforo en el interior es del 30 %- y a las ocho de la tarde del comercio no esencial, mientras que en el interior de gimnasios, piscinas y centros deportivos el aforo es de un tercio.

La Comunitat también está cerrada perimetralmente desde finales de octubre y tiene toque de queda nocturno entre las diez de la noche y las seis de la mañana, mientras que no se pueden reunir más de cuatro personas en espacios públicos, y en domicilios solo pueden hacerlo los convivientes.

Cuando se anunciaron estas medidas, la Comunitat Valenciana tenía una incidencia acumulada a catorce días de 57,66 casos por cien mil habitantes, 698 personas hospitalizadas a causa de la covid (178 de ellas en las UCI) y un porcentaje de ocupación de pacientes covid en planta del 4,56 % y del 16,48 % en cuidados intensivos.

En estos momentos, casi un mes después, la incidencia acumulada es de 32,61 (la más baja de España y la única autonomía por debajo de 50), hay 406 hospitalizados (83 de ellos en UCI) y el porcentaje de ocupación de pacientes covid en planta es del 2,48 % y en cuidados intensivos del 8,18 %.

Los hosteleros valencianos han pedido ampliar el horario de cierre desde las seis de la tarde hasta el inicio del toque de queda, mientras que los trabajadores de los salones de juego han reclamado que se reabran estos locales, que lleven cerrados desde hace más de dos meses.

Ximo Puig ha insistido en la necesidad de actuar “con la máxima prudencia” y sin generar “falsas expectativas”, y ha reivindicado que las restricciones adoptadas “se han demostrado eficaces”.

La consellera de Sanidad, Ana Barceló, mantendrá varias reuniones durante esta jornada para analizar los datos epidemiológicos y elaborar la propuesta que llevará a la Interdepartamental de mañana sobre qué restricciones “se pueden aliviar más o menos” desde la semana que viene, y ha abogado por mantener la prudencia.

La vicepresidenta del Consell, Mónica Oltra, ha defendido que la prudencia y el análisis de los datos deben marcar la revisión de las restricciones, mientras que el vicepresidente segundo, Rubén Martínez Dalmau, ha sostenido que “ahora no es momento de bajar la guardia”.

En paralelo, la vacunación contra la covid sigue avanzando y ya se han inoculado 873.694 dosis en la Comunitat y hay 263.535 personas que han recibido la pauta completa (el 5,27 % de la población). Cuando se adoptaron las restricciones vigentes, se habían administrado 440.682 dosis, y eran 125.319 las personas que contaban con las dos dosis (el 2,50 %).